Atención Por Favor.

Ante todo nos dirigimos y agradecemos a todos por la ayuda que nos dan con este blog ya sean seguidores, oyentes del programa de radio y por sobre todo a todos aquellos propietarios de webs, blogs, libros y todos los lugares donde han obtenidos la información y nos han acercado a nuestro mail para que podamos publicarlas en este humilde blog, para que todas las semanas desde hace ya 7 años podamos compartir en dos emisiones las tantas historias, enigmas y misterios del universo que se van pasando de generación en generación y así reflejar esas viejas leyendas, historias, enigmas y misterios que de niños oímos mas de una vez y que nos asustaban en algunos casos como también en otras nos enseñaban a valorar y respetar esas narraciones.

Desde ya les agradezco a todos y pido disculpas si no se agrega la fuente por que muchos correos no la poseen y para no cometer errores no se agrega pero en este pequeño equipo estamos muy agradecidos para con todos. Muchísimas Gracias a todos en general por su valiosa información y por su cordial atención.

Equipo Infinito.

.

.

sábado, 11 de marzo de 2017

El Impactante Caso De Beth, La Niña Psicópata

Muchos ya conocerán el caso de Beth Thomas, una intrigante historia que está impactando fuertemente en las redes sociales y que no ha dejado indiferente a nadie. Tanto para los que no hayan oído hablar aún de esta niña como para los que sí, recomendamos seguir leyendo este artículo.

Beth Thomas: la historia de la niña psicópata

Esta historia trata de una niña que perdió a su madre cuando solo contaba un año de edad. Ella y su hermano quedaron bajo la tutela de su padre biológico, el cual abusó sexualmente de los dos menores. Por suerte, los abusos fueron detectados por médicos y los niños fueron acogidos por una asistente social seis meses después.

Por suerte para Beth y para su hermano pequeño Jonathan, ambos fueron adoptados por una pareja cristiana llena de ilusión por ser padres pero que no podían concebir. Todo parecía ir bien hasta que Beth empezó a manifestar que tenía pesadillas muy extrañas, y estos se dieron cuenta de que algo no marchaba bien.

Pesadillas, un preludio de la conducta antisocial de la pequeña Beth

Las pesadillas de la pequeña trataban sobre un hombre que se “caía encima suyo y la hería con una parte de él”. En adición, Beth manifestaba conductas violentas hacia su hermano, sus padres y animales (a los cuales llegó a matar). Además de ira, también encontraron que Beth manifestaba conductas sexuales inadecuadas: la niña se masturbaba públicamente y de manera excesiva, llegando a producirse sangrado.

Estos hechos hicieron considerar a los padres la posibilidad de acudir a un psicólogo. Precisamente en el transcurso del diagnóstico y la terapia psicológica a Beth se graba el vídeo que ha recorrido el mundo: una entrevista a Beth realizada por el Dr. Ken Magid, un psicólogo clínico especialista en el tratamiento de niños víctimas de severos abusos sexuales. Lo que descubrió este psicólogo sobre las causas y los efectos del abuso sexual es objeto de estudio en todas las facultades de psicología.

La pequeña admitió haber maltratado físicamente a su hermano

Beth admitió, en sus conversaciones con el Dr Ken y con total frialdad, haber maltratado a su hermano desde siempre, dándole cabezazos contra el suelo, clavándole alfileres en todo el cuerpo y en sus partes intimas, estirando y pateando sus genitales… Incluso llegó a explicar que una vez lo intentó matar, y solamente paró debido a que sus padres la descubrieron. Admitió que también había pensado seriamente en matar a sus padres en varias ocasiones y que maltrataba a sus mascotas habitualmente. No contenta solo con eso, llegó a matar a varios animales que merodeaban por el patio de su casa.

Ante todos estos hechos que ella misma iba relatando, Beth reconoció no sentir ningún tipo de remordimiento ni culpa, su tono de voz ante todas sus declaraciones era frío y calmado, como si estuviese explicando cualquier anécdota trivial. Preguntada sobre el motivo por el cual actuaba de esta forma, respondía que quería hacer sentir todo lo que ella sintió en el pasado durante los abusos de su padre. Asimismo, ante todas las preguntas del doctor referidas a si ella era conciente de que estos actos producirían sufrimiento en la otra persona, admitió con serenidad que sí, que era eso, precisamente, lo que ella desea.

Internamiento en un centro especial y tratamiento psicológico

Después de una larga entrevista, el psicólogo obtuvo la información suficiente como para llevarle a decidir internar a la niña en un centro de tratamiento de niños con distintos trastornos de comportamiento. Beth fue diagnosticada con un grave trastorno del apego, el cual se caracteriza por el desarrollo de la incapacidad de establecer relaciones sanas y adecuadas, debido en este caso a la historia de abuso sexual y maltrato por parte de su padre.

El trastorno del apego precisa recibir atención psicológica urgente, pues sino podría convertirse en un peligro para la propia Beth y para sus familiares, debido a la completa falta de empatía que manifestaba, que podría ser equiparable a trastornos como la sociopatía o la psicopatía. El motivo por el cual Beth no fue diagnosticada como psicópata en ese momento es porque en esa época aún no se conocía la existencia del trastorno disocial de la personalidad (trastorno antisocial de la personalidad antes de los 18 años), sobre el cual todavía perdura un extenso debate entre los académicos de la salud mental.

Tratamiento psicológico para controlar sus impulsos antisociales

El tratamiento que le impusieron a Beth fue muy estricto y ordenado. Especialmente diseñado para niños con su mismo trastorno, a los cuales les es muy complicado respetar reglas y hábitos. Durante la noche, y para impedir que lastimase a otros niños, Beth era encerrada en una habitación. Asimismo, debía pedir permiso para todo, desde ir al baño hasta incluso para beber agua.

Con el paso del tiempo, las restricciones fueron siendo menos estrictas y Beth fue mejorando progresivamente.

Beth pudo recuperarse totalmente y hoy en día es una persona con una vida común
Al final del video podemos observar el gran avance del tratamiento a Beth. Al cabo de los años, podemos ver a Beth como una persona con capacidad para empatizar y para ser conciente de las consecuencias de sus actos. Obviamente, su aparente ‘maldad’ tenía su génesis en el maltrato continuado del que fue víctima siendo un bebé, y su caso sirve para ilustrar las calamitosas consecuencias del maltrato físico y psicológico a corta edad.

Actualmente, Beth lleva una vida normal y trabaja como enfermera. Sus méritos profesionales le han hecho merecedora de varios galardones.


Este caso nos hace llegar a las conclusiones siguientes: la importancia de una buena crianza, especialmente en los periodos críticos del niño. Pero también nos habla sobre la efectividad (al menos en este caso) de la terapia psicológica, incluso en casos de extrema gravedad y que pueden parecer irreconducibles.

El Extraño Caso De Mollie Fancher

El Dr. Samuel F. Spier tenía su consultorio médico en Brooklyn a mediados de 1800. Poseía un archivo de sus clientes y una de las fichas decía claramente Mollie, hija de los esposos Fancher, gozaba de excelente salud, igual que sus padres.

Pero el 3 de febrero de 1866, el Dr. Spier tuvo que rectificar su opinión, a partir del momento en que la joven se sintió repentinamente mal y se desmayó en su domicilio de calle Nro 60 de Steven Court.

Transcurrió una hora y la joven seguía inconsciente, ante la desesperación de sus padres, que finalmente llamaron al médico. Éste no se atrevió o recetar nada, prefirió esperar 24 horas en observación. Pero Mollie tampoco despertó al día siguiente. El Dr. Spier consultó con otros colegas. Si bien el cuerpo de Mollie aparecía como muerto, apenas respiraba y estaba rígida y fría como un cadáver, pero... no estaba muerta. No había duda.

¿Existe un estado entre la vida y la muerte? Muchos médicos acudieron a verla, interesados al principio, pero terminaron por cansarse, al no encontrar solución.

Durante los siguientes años Mollie siguió inconsciente, cumplió 30 años y su estado no cambió, los ojos cerrados, respirando casi imperceptiblemente, probando algunas cucharadas de sopa que su madre dejaba caer entre sus labios.

El Dr. Spier continuó visitándola regularmente y tanto el médico como su familia se preguntaban cuándo terminaría esa pesadilla.

Muchos pensaban que estaba en un estado de desdoblamiento. Sin embargo el Dr. logró descubrir algo inusitado en Molli.

Citó a varios especialistas a visitar a la joven, entre ellos el Dr. Robert Ormis, neurólogo de Londres, el Dr. Willard PArker, psiquiatra de New York y un astrónomo y físico el Dr. Richard Parkhurst, que no sabía nada de medicina pero sería un testigo serio para el caso.

El 4 de agosto de 1875, Todos ellos se pararon ante el lecho de la bella durmiente y el médico familiar revisó la historia médica de la paciente. Comprobaron el pulso débil, la temperatura era de 32º C., pero el Dr. Spier declaró que su cerebro estaba trabajando de manera especial.

En efecto, Mollie podía describir perfectamente la ropa de una persona a varias millas del lugar, podía saber lo que alguien esta haciendo en ese momento e incluso podía leer una carta, sellada en su sobre cuando se la ponían entre las manos.

Así los dos médicos invitados se retiraron a una habitación contigua, donde uno escribió unas líneas en un papel que guardó en un sobre, que fue colocado dentro de otro sobre y le pidieron al secretario del Dr. Parker (que esperaba en la calle) que lo llevara a cualquier lugar sin decir dónde. Regresaron al cuarto y el Dr. Spier le preguntó a Mollie si conocía el contenido de la carta que escribió el Dr. Parker.

Ante la sorpresa de todos Molli dijo "Lincoln fue asesinado por un actor loco", dió el nombre del secretario (Peter Graham) y el lugar adonde se dirigía, además agregó que el hermano de Peter, llamado Frank acababa de perder un botón de la manga derecha del saco y que abandonó la oficina a causa de un fuerte dolor de cabeza.

Los tres médicos se dirigieron a la dirección citada por la joven y encontraron al Peter con el sobre, que se asombró al conocer los detalles de su hermano Frank.


Los padres de Mollie, murieron antes que ella. así como el Dr. Spier. La joven siguió con vida muchos años más, en un hospital. En 1912 cumplió 70 años. Despertó de repente, se incorporó en su cama y preguntó por sus padres. Se asombró al encontrarse en un hospital, ¿Estaba enferma?. Tres años más tarde en mayo de 1915, su vida se extinguió apaciblemente mientras dormía. Esta vez, no volvió a despertar.

La Niña Que No Envejecía: La Historia Real de la Huérfana

Muchos de nosotros hemos visto la película la huérfana, y pensado que fue una historia de ficción, alejada de la realidad. Pero qué pasaría si hoy mismo descubres que esta película tiene algo de verdad, que fue una historia real, y peor aún, que la realidad en este caso supera la ficción.

hace no muchos años, en Mayo del 2007, la policía Checa de Kurim recibió un aviso de un hombre quien decía haber interceptado mediante un monitor infantil utilizado para ver y controlar a su bebe, una espeluznantes imágenes provenientes de la casa de sus vecinas.

En las imágenes se podía observar a dos niños pequeños, desnudos y en un estado higiénico muy deplorable, dentro de una pequeña jaula. Los niños parecían tener signos de maltratos y torturas por eso la policía inmediatamente entro en acción y a la fuerza entro a la casa donde se sospechaba había ocurrido el suceso.

Al entrar a la casa, se encontraron con dos mujeres que habitaban allí, las cuales no querían permitirles entrar al sótano. Sus nombres eran Klara Mauerova y su hermana Katerina Mauerova, que fueron sacadas de la casa a la fuerza por los policías, que acto seguido descendieron hacia el sótano, donde encontraron a una pequeña niña en un estado lamentable, llorando y pidiendo a gritos su ayuda. Detrás de ella una jaula y la escena más horrible y grotesca que jamás habían visto en sus vidas.

Antes de continuar con el relato debemos conocer un poco a estas dos hermanas. Klara Mauerova desde muy pequeña presentaba signos de esquizofrenia paranoide, y su hermana Katerina también tenía algunos signos de esquizofrenia, y obedecía a su hermana en todo lo que ella decía, ya que sufría de un carácter débil y tímido.

De grande Klara, se fue a vivir con un novio que tenía en ese entonces, pero él la dejó sola y con dos hijos a los cuales criar. Por su gran soledad y por entrar en una depresión muy fuerte, invitó a su hermana Katerina a vivir a su casa, la convenció, ya que su poder de manipulación era muy grande.

Luego de unos meses conocieron a Barbora Skrlová, que tenía 33 años y estudiaba en la mima universidad de Katerina. Barbora tenía el cuerpo y el aspecto de una niña de tan solo trece años de edad, debido a una enfermedad muy rara, pero lo que más asustaba de ella era su comportamiento psicópata, manipulador y ruin, que escondía tras una imagen inocente de una pequeña niña.

Las tres se hicieron muy buenas amigas, y al tiempo comenzaron a vivir juntas, pero las hermanas Mauerova no sabían que Barbora, había estado recluida en un centro psiquiátrico después de que había engañado a una familia para ser adoptada, fingiendo ser una pequeña niña.

Barbora también sufría de bipolaridad, lo que la hacía a veces actuar como una niña de 10 años y luego volver a actuar como la adulta que era. Después de estar mucho tiempo viviendo con las hermanas y con los dos niños de Klara, comenzó a tener celos de ellos y de la atención que recibían. Por eso comenzó a manipular a Klara, haciendo que se ponga en contra de sus propios hijos, y convencerla de encerrarlos en una jaula.

Los niños fueron encerrados desnudos en el sótano, y fue entonces cuando comenzaron las torturas. Quemaban a los niños con cigarrillos, los golpeaban, les daban choques eléctricos, y los dejaban allí, llenos de suciedad y sin ninguna cobija para pasar el frio. Debes en cuando los limpiaban como a animales arrojándoles baldes de agua fría. Lo peor fue cuando a la siniestra mente de Barbora, se le ocurrió alimentar demasiado a los niños para que engorden, inspirada en la bruja de Hansel y Gretel.

Cuando los niños ya estaban más obesos, decidieron entre las tres cortar la pierna de uno de ellos, mientras Barbora y Katerina sostenían al niño, Klara con un cuchillo afilado cortaba pedazos de carne entre gritos de horror de ambos niños, para luego dividirlo y comerlos frente a ellos.

Este proceso caníbal continuó por meses, hasta que a Barbora se le ocurrió una nueva idea. Decidió comprar una cámara infantil, para monitorear a los dos niños, esto fue su peor error, ya que aquí es cuando uno de sus vecinos intercepta la transmisión y ve lo que estaba ocurriendo.

Continuamos con el relato que dejamos al principio, donde los policías habían bajado hacia el sótano para encontrarse con un lugar horrible, asqueroso, que emitía un olor pútrido. El piso estaba pegajoso y había manchas de sangre en la paredes, el olor a heces fecales y a orina era insoportable. Los niños tenían heridas muy profundas en carne viva, algunas heridas casi llegaban a sus huesos.

Frente a la jaula estaba Barbora, que corrió hacia los policías pidiendo ayuda, diciéndoles que su nombre era Anika y que había sido adoptada por Klara y Katerina, y que ella también era una víctima.

Las autoridades la llevaron a un hogar para niños, del que desapareció en algunas pocas horas, los niños fueron llevados a emergencias, lamentablemente uno de ellos murió. Al inicio del juicio las hermanas aun defendían a Barbora, argumentando que su nombre era Anika, y que la habían adoptado. Pero con el tiempo se quebraron y comenzaron a culpar a Barbora, a quien acusaban de haberles lavado el cerebro.

Pasó un año y al fin encontraron a Barbora, quien ahora era Adam, un niño genio de 14 años que se había hecho adoptar por una familia.

Cuesta imaginarse a la madre adoptiva del supuesto Adam cuando los policías se dirigieron hacia su casa y le contaron que su hijo obeso de 14 años es en realidad era una mujer de 36 canibal y profuga de la justicia.


En el transcurso del juicio, las hermanas señalaron a Barbora como autora intelectual del crimen, y fueron condenadas junto a ella a doce años lo cual mucha gente se quejó, por dicha decisión, diciendo que merecían muchos años más de castigo.  

jueves, 9 de marzo de 2017

El Extraño Caso De Jenny Fry

Jenny Fry tenía 15 años y sufría una rara enfermedad no muy conocida: hipersensibilidad electromagnética (EHS, por sus siglas en inglés). Su vida se había convertido en una pesadilla y tomó la decisión más drástica: suicidarse. Su cuerpo fue encontrado colgando de un árbol cerca de su casa en Chadlington, Oxfordshire, en el Reino Unido.

Según sus padres, su extraño padecimiento le provocaba una vida insoportable. El WiFi era su principal tortura. Argumentaron que Jenny tenía "alergia" a ese tipo de conexión a internet. Y los síntomas aumentaban cuando estaba en una zona con red inalámbrica. Fue por eso que en su hogar desconectaron los dispositivos que pudieran provocarle una aceleración en su EHS. Esta le provocaba interminables dolores de cabeza, problemas de vejiga y cansancio permanente.

Esta supuesta "reacción alérgica" era provocada por las ondas electromagnéticas según explicaron sus padres. Denunciaron que en el colegio de Jenny, el Chipping Norton School, no se tomó ninguna medida preventiva. Su madre declaró ante la Corte de Oxfordshire que su hija comenzó a padecer de EHS en noviembre de 2012. Desde entonces su vida se volvió una pesadilla.

"Jenny estaba sintiéndose enferma y yo también. Hice algunas investigaciones y encontré cuán peligroso podía ser el WiFi, por eso decidí sacarlo de mi hogar. Ambas estábamos bien, pero Jenny continuaba sintiéndose enferma en algunas áreas de su colegio. Estaba teniendo muchas interrupciones, no por ser disruptiva o por mal comportamiento, sino porque a menudo solía irse de clase para encontrar otro lugar donde podía trabajar", manifestó Debra a los investigadores.

Según su relato, cuando conversó al respecto con el responsable del Chipping Norton School -Simon Duffy- la respuesta dada por él no fue la esperada. Le replicó que no había comprobación de que una conexión WiFi provocara algún tipo de alergia. "La seguridad de nuestros estudiantes mientras están en el colegio es de suma importancia y la seguridad de Jenny en el colegio era tan importante como la de cualquier otro", manifestó Duffy.

"Intento hacer una campaña para advertir de los peligros del WiFi. No estoy en contra de la tecnología, pero siento que las escuelas deberían estar alertas de que algunos alumnos podrían ser sensibles y así reducir su uso", agregó Debra.


La Corte no quiso ser determinante en el caso. Darren Salter expresó que no hubo notas médicas que indicaran que la joven padecía de EHS. "Creo que el WiFi mató a mi hija", indicó la mujer en declaraciones recogidas por Daily Mail. "Estaba frustrada con el colegio. No vio a un médico pero sí a un consejero en el colegio que la estaba ayudando. No hizo ninguna sugerencia de que fuera a cometer suicidio y creo que pidió ayuda", concluyó.

La Desaparición De Los Niños Sodder

La noche de Nochebuena del año 1945 la calma parecía reinar en la pequeña localidad de Fayetteville, en Virginia Occidental. La mayoría de sus habitantes ya estaban durmiendo, y la familia Sodder no era una excepción. Los Sodder eran una familia de origen italiano que se había instalado en el pueblo (donde ya existía una pequeña pero activa colonia de italoamericanos) años atrás y se había ganado el aprecio de sus vecinos.

El padre, George Sodder, había nacido en Cerdeña (su verdadero nombre era Giorgio Soddu) y se había trasladado siendo un adolescente a EEUU junto a su hermano. En Smithers (Virginia Occidental), donde había vivido y trabajado durante unos años, había conocido a Jennie Cipriani, que al igual que él había nacido en Italia y llegado a Norteamérica siendo niña, y se casó con ella. Juntos habían tenido diez hijos: John (nacido en 1922), Joseph Samuel (1924), Mary Ann (1926), George Jr. (1929), Maurice Antonio (1931), Martha Lee (1933), Louis Erico (1935), Jennie Irene (1937), Betty Dolly (1940) y Sylvia (1943). Su último hijo, Robert, nacería en 1950. A fuerza de mucho trabajo y sacrificios, George Sodder había logrado levantar una pequeña empresa de transporte de mercancías.

Aquella noche la familia dormía tranquilamente. En la planta baja de la casa dormía el matrimonio con la pequeña Sylvia, y John, Mary y George Jr., mientras que Maurice, Martha, Louis, Jennie y Betty lo hacían en la planta superior. Faltaba Joseph, alistado en el ejército y movilizado con su regimiento. Ya entrada la madrugada, sonó el teléfono. Jennie Sodder se levantó a responder, pero resultó ser una equivocación. Le llamó la atención que las luces de la escalera estuviesen encendidas y que la puerta principal no estuviese cerrada con llave, pero supuso que sus hijos seguían en sus camas y se limitó a cerrar la puerta. Tras volver a la cama, y mientras trataba de conciliar el sueño, Jennie escuchó un ruido apagado, como de algo que caía al suelo en el piso superior, y poco después notó olor a humo. Era aproximadamente la 1:30 de la mañana.

Cuando el matrimonio salió de su dormitorio, se encontró el vestíbulo lleno de humo y las llamas devorando las escaleras que llevaban al piso superior. Gritaron tratando de avisar a los niños que dormían arriba, pero no obtuvieron respuesta, por lo que abandonaron la casa pensando que a lo mejor ya habían salido, Pero no estaban allí. George trató de acceder a las habitaciones a través de las ventanas con una escalera que había tras la casa, pero misteriosamente la escalera no estaba donde la habían dejado. Intentó arrancar alguno de sus camiones para acercarlo a la casa y que los niños pudieran saltar, pero fue incapaz de encender ninguno.
Varios de los vecinos de los Sodder llamaron a los bomberos, e incluso Mary Sodder corrió a casa de sus vecinos a dar el aviso. Pero, extrañamente, nadie en la centralita respondió a sus llamadas. Fue un vecino el que se desplazó en su coche a casa del jefe de bomberos, el cual a su vez avisó al resto de sus hombres. Pero entre unas cosas y otras, no fue hasta las ocho de la mañana que pudieron llegar al lugar del incendio. Demasiado tarde; el pavoroso incendio había consumido la casa en apenas una hora, y para cuando los bomberos llegaron, no quedaban sino cenizas humeantes.

Nadie parecía tener dudas de que los cinco pequeños habían fallecido en el incendio. Sin embargo, sorprendentemente no se encontraron restos de los cadáveres entre los escombros de la casa, algo verdaderamente insólito. Para que un cuerpo quede completamente reducido a cenizas, incluso el de un niño, es necesario un fuego muy intenso actuando durante un periodo prolongado de tiempo, unas condiciones que no suelen darse en un incendio doméstico como el de la casa de los Sodder. Además, el inspector de policía que revisó el lugar apuntó a un cortocircuito como causa del fuego; algo rechazado por los Sodder, que afirmaban que mientras el incendio consumía la casa, varias luces seguían encendidas, lo que contradecía dicha teoría. Y hacía sólo unos meses que George había hecho revisar la instalación eléctrica de la casa, que se encontraba en perfecto estado.

Una semana más tarde, un comité judicial declaraba oficialmente muertos a los cinco niños y el forense expidió los correspondientes certificados de defunción. Pero ello no satisfizo a los desconsolados padres, convencidos que aquel supuesto accidente ocultaba algo más. La extraña serie de acontecimientos de aquella noche, el descubrimiento de que la línea telefónica de la casa había sido cortada antes del fuego, la ausencia de restos, les convenció de que sus hijos habían sido secuestrados y que el fuego no era más que una distracción para hacerles creer a todos que los pequeños habían muerto. También empezaron a recordar sucesos extraños acontecidos antes del fuego. Meses antes, un vecino había ofrecido a los Sodder un seguro de vida para toda la familia, y la negativa de George había derivado en una discusión en la que el vendedor había dicho literalmente que "su casa se convertirá en humo y sus hijos serán destruidos, y usted pagará por sus sucias opiniones sobre Mussolini". Porque George Sodder era un notorio antifascista que había criticado públicamente al dictador italiano en el pasado, lo que le había causado algún que otro roce con miembros de la comunidad italoamericana favorables al Duce. Y sólo unos días antes de Navidad, los hijos mayores habían visto a un hombre desconocido que, dentro de un coche aparcado al otro lado de la calle, parecía observar a los niños más pequeños cuando iban camino del colegio.

Los Sodder trataron por todos los medios de que la policía abriese una investigación, pero recibieron una negativa por respuesta; el caso para ellos estaba cerrado. Escribieron también al director del FBI, J. Edgar Hoover, quien les respondió que no era su jurisdicción, pero que podía intervenir si las autoridades locales se lo pedían; pero tanto la policía como el departamento de bomberos se negaron. Eso no les detuvo: comenzaron a buscar pistas sobre el posible paradero de sus hijos. Encontraron tres testigos que decían haber visto a los niños después del incendio. Una mujer de Fayetteville aseguraba haberlos visto en un coche la misma noche del incendio. La camarera de un bar de carretera a cincuenta millas de su casa afirmó haberlos visto acompañados de varios hombres y haberles servido el desayuno a la mañana siguiente al fuego; y la recepcionista de un motel en Charleston, Carolina del Sur (a 700 km de distancia) afirmó que se habían alojado en su establecimiento una semana después del incendio, acompañados por dos hombres y dos mujeres que hablaban italiano, que se mostraron muy recelosos y le impidieron hablar con los niños; viajaban en un coche con matrícula de Florida.

Además, un conductor de autobús que pasó aquella noche por delante de su casa afirmó haber visto lo que parecían "bolas de fuego" lanzadas contra el tejado de la casa (los Sodder creían que se trataba de algún artefacto incendiario y que ese fue el ruido apagado que escuchó Jennie antes del incendio). Ninguno de estos testimonios consiguió que la policía reabriera el caso.

Visto la falta de colaboración de las autoridades, los Sodder recurrieron a un detective privado. Éste no tardó en descubrir algunos hechos curiosos; como, por ejemplo, que el mismo vendedor de seguros que había discutido con George Sodder formaba parte del comité que había declarado muertos a los niños. También descubrió entre los restos de la casa una caja metálica con un trozo de carne en su interior, que resultó ser hígado de vaca. En 1949, un patólogo contratado por los Sodder halló fragmentos de vértebras humanas en el lugar del incendio; fragmentos que no mostraban señales de fuego, por lo que supuso que, al igual que el hígado, habían sido puestos allí deliberadamente para hacer creer que los niños no habían sobrevivido al incendio.

Desesperados, los Sodder llegaron a ofrecer una recompensa de 5000 $, que luego se aumentó a 10000, por cualquier pista que llevase a esclarecer el destino de sus hijos. Esto provocó la aparición de mucha gente con "pruebas", "indicios" o que afirmaba haber visto a los niños o conocer su paradero. George investigó aquellos que le parecían más fiables, pero sus pesquisas acababan siempre sin resultados.

Y en 1968, un nuevo suceso misterioso vino a embarullar más el caso. A nombre de Jennie Sodder se recibió en su casa una carta que contenía una fotografía de un joven de veintipocos años, moreno y de ojos oscuros, que en su parte posterior llevaba una críptica inscripción que decía "Louis Sodder. I love brother Frankie. Ilil Boys. A90132 (o 35)". Las autoridades opinaron que se trataba de una broma pesada o de algún bulo. Los Sodder, sin embargo, creyeron que aquel podía ser de verdad su hijo, y enviaron a un detective a Kentucky, donde había sido sellada la carta, sin resultados. El hombre de la fotografía jamás pudo ser identificado.

George Sodder, agotado por los años de incertidumbre y sufrimiento, falleció al año siguiente. Su esposa Jennie le sobrevivió veinte años; murió en 1989. Sus hijos y nietos continuaron la búsqueda, sin resultado. Hoy en día la única de sus hijos que aún sigue con vida es su hija Sylvia, con 72 años.


Los Sodder siempre creyeron que sus hijos habían sido víctimas de una red de adopciones ilegales, similar a la dirigida por Georgia Tann (un caso célebre destapado en 1950), aunque la edad de los niños no encajaba bien en esta teoría; eran algo mayores para una adopción. Otros, sin embargo, apuntan a oscuras motivaciones relacionadas con el crimen organizado: no sólo por el origen italiano de la familia, también porque George Sodder era dueño de varios camiones de transporte de carbón y el transporte por carretera es un sector que tradicionalmente se ha considerado que estaba controlado por la mafia.

Aterradoras Presencias En Los Espejos.

En Mundo Esotérico y Paranormal tenemos una cierta fascinación por los espejos, no por el objeto en sí, si no más por sus cualidades relacionadas con lo oculto y el más allá. 

En “Espejos, ventanas a otros mundos” quisimos trasladar al lector a esos mitos, supersticiones y leyendas relacionados con los espejos. También quisimos informar sobre los fenómenos paranormales, debido a la gran cantidad de testigos que han hablado sobre sus experiencias con estos objetos mágicos. Pero no podíamos dejar a un lado los espejos embrujados en los cientos de casos documentados y que tienden a tener características similares.

Los espejos en las culturas de todo el mundo

Para comenzar es inevitable no hacer referencia a la película “Reflejos (Mirrors)”, dirigida por Alexandre Aja y protagonizada por Kiefer Sutherland, quien interpreta a un ex policía con problemas cuyo trabajo como vigilante nocturno en unos grandes almacenes destruidos le conduce a encuentros terroríficos con las fuerzas del mal que habitan en los espejos. Pero lo que parece una simple película de terror oculta realmente toda una realidad.

En la antigua china contaban con una visión muy específica de los espejos conocidos como reflejos del mas allá, donde la creencia que detrás de cada espejo existe un universo alternativo plagado de criaturas. Los espejos eran considerados portales abiertos al mismo tiempo, permitiendo que los seres de ambos lados cruzaran con total libertad.

En otras culturas se cree que los espejos tienen el poder de capturar las almas. Por ejemplo, en la cultura serbocroata los espejos eran enterrados a menudo con los muertos para atrapar el alma del difunto y así evitar que se desvíe de su camino al más allá. En otras culturas incluso cubren los espejos durante el sueño o enfermedad para evitar que las almas queden atrapadas en ellas abandonando el cuerpo por completo.

Experiencias aterradoras con espejos

“A veces tengo verdadero terror cuando me miro en el espejo. Veo una figura con los ojos hundidos, las mejillas hinchadas, el pelo despeinado y grandes dientes. Sé que cuando miro al espejo puedo estar viendo un fantasma, demonio, o algo extraño acercarse sigilosamente por detrás.”

Esto es simplemente la experiencia de una persona que afirmó ver lo imposible en su espejo, pero como esta experiencia hay centenares, si no miles de personas que afirman que detrás de los espejos se oculta todo un portal al más allá. Incluso cuando los espejos con las almas atrapadas son trasladados a viviendas nuevas, pueden ser los culpables de los fenómenos paranormales. Uno de los casos más conocidos relacionados con espejos embrujados es el de una pareja londinense que cogió un espejo de la basura y se lo llevó a su piso. Ambos comenzaron a experimentar extraños dolores, depresión y en algunas ocasiones reportaron profundos arañazos en su cuerpo. En lugar de tirar el espejo, la pareja optó por vender el espejo en eBay.

Entre los frecuentes encuentros fantasmales en los espejos, los más conocidos son las sombras. Las misteriosas sombras son normalmente masas oscuras, en ocasiones de forma humanoide, aparentemente formados por un material estático denso. A diferencia de los fantasmas tradicionales, la luz ni siquiera pude atravesar por su composición densa. Por esa razón, algunos ni lo clasifican como verdaderos fantasmas debido a estas características únicas. Muchas historias que involucran a la aparición de estas misteriosas sombras también empiezan con un avistamiento en un espejo.

El reflejo del más allá

Como venimos haciendo, la opinión de los más escépticos también importa. En el caso de las apariciones en los espejos, los escépticos creen que la baja autoestima, depresión, ansiedad u otros trastornos psicológicos, al ver un reflejo en el espejo evoca una fuerte respuesta emocional. Pero a lo que no tienen respuesta es para todas aquellas personas que han afirmado observar una espesa niebla o han experimentado ciertos síntomas después de haber comprado uno antiguo espejo.

Acabando ya con las experiencias relacionadas con los espejos, está claro que el mundo a cambiado radicalmente con el avance de la tecnología, peor seguro que los espejos continuarán siendo una parte muy importante en los fenómenos paranormales. Entonces, después de haber leído todo lo que representa los espejos, cuando te mires en uno reflexiona, ¿qué oculta realmente?

martes, 7 de marzo de 2017

La Misteriosa Tumba De La Niña Bruja En Italia

La llamada “niña-bruja” de Liguria tenía poco más de 13 años cuando falleció. No se sabe con certeza cuál fue la causa de su muerte, pero lo que sí intuyen los arqueólogos es que la comunidad de la que formó parte esta adolescente, en la Italia del siglo XV, le tenía miedo. Mucho miedo.

La forma en que fue enterrada y la pesada lápida que cubría su lecho de muerte, ha hecho intuir a los expertos que esa muchacha debía tener tremendamente algo especial a la vez que terrorífico, para que los suyos le dieran ese tipo de sepultura, y más en una zona santa y estratégica dentro de la bella ciudad de Liguria.

Otro hecho singular a tener en cuenta es que la noticia sobre el  hallazgo de la llamada “niña-bruja” aconteció en 2014, pero el año pasado se halló un segundo cuerpo del mismo periodo. Otra muchacha, pero cuya historia y final parece ser algo más oscuro.
Te contamos ambas historias. Dos relatos aún con muchos vacíos que los expertos intentan llenar con pruebas científicas e históricas. Dos “niñas-bruja”, muchachas rechazas por los suyos, cuyas tristezas y penurias sólo podemos adivinar.

El equipo del instituto Pontificio de Arqueología, liderado por el investigador Stefano Roascio, nos dice que es un enterramiento muy poco corriente. Estamos en Albenga, en la región italiana de Liguria, aquí donde se halló un primer cuerpo en el 2014. Era el de una niña de 13 años cuyos restos estaban boca abajo, con la cabeza pegada al suelo de forma que la boca quedara en contacto con la tierra.

Los antropólogos nos dicen que este modo de sepultar a las personas tenía una finalidad muy concreta: evitar que el alma de esa persona enturbiara el mundo de los vivos. Era “un alma impura”. Los investigadores quedaron muy sorprendidos porque este tipo de enterramientos se ven mucho en Bulgaria o en esa Europa del Este, donde las personas que eran consideradas brujos o vampiros eran sepultados de forma similar:

Boca abajo.
Con piedras o ladrillos en la boca.
Decapitados.
Enclavados en el suelo mediante hierros o estacas.

La mayoría de estos hallazgos tenían como protagonistas cuerpos adultos, tanto de hombres o mujeres que habían sido rechazados por sus vecinos hasta el punto de darles muerte para, después, poner en práctica esos ritos con los que proteger a la comunidad. El Mal debía contenerse, el alma de ese “ser” debía quedar aferrada al cuerpo siguiendo unas prácticas concretas.

Ahora bien… ¿qué había hecho esa niña para ser considerada maligna? Los primeros análisis del resto de la muchacha revelaron varias cosas. La primera fue su edad, entre 12 y 13 años. La segunda, que padecía una anemia muy fuerte. La hiperostosis porótica en el cráneo demostró que sufría un tipo de enfermedad grave, a causa de la cuál debían ser muy comunes las hemorragias. Si a ello le sumamos el aspecto pálido y febril, ello explica sin duda que los suyos le tuvieran miedo, que su imagen física pudiera causar inquietud, miedo y rechazo. La consideraron “bruja” o incluso, ¿por qué no?, un vampiro. Aunque nada de esto puede demostrarse todavía, sólo intuirse.

Estábamos en el siglo XV, época de oscurantismo en la que la palabra “brujería” corría con arbitrariedad por esas mentes cerradas, dotadas de un radicalismo religioso donde cualquier matiz fuera de lo normal, incluso la enfermedad, era rápidamente enjuiciado como diabólico.

La niña-bruja de Liguria se hallaba en camposanto, muy cerca de la iglesia del Mártir San Calocero, abandonada hace ya más de 500 años. Ahora bien, si este hecho ya nos parece tan triste como impactante, aún lo es más saber que solo un año después, cerca de este enterramiento se halló otro cuerpo. Era una segunda muchacha algo mayor que la primera, de unos 17 años. Su cuerpo estaba en peores condiciones porque había sido quemada. La orientación de sus restos respondían a la misma posición que la niña-bruja, es decir, boca abajo.

Se sabe que la quemaron viva y que más tarde fue enterrada con piedras sobre su cuerpo. Estamos, nuevamente, ante un acto de castigo, ante una práctica violenta contra esas mujeres acusadas de brujería injusta y cruelmente.


De momento se desconoce si estas dos jóvenes tenían algún vínculo, de hecho tampoco se ha concluido si compartieron un mismo instante temporal o si entre ellas hay una distancia de algunas décadas. No obstante, no falta quien especula que tal vez fueran hermanas. Estaremos pendientes de nuevas informaciones que compartir contigo sobre las niñas-bruja de Liguria.

The Enfield House: La Historia Real Que Inspiró La Película “El Conjuro 2”.

La historia de la casa Enfield comenzó el 31 de Agosto de 1977 cuando dos hermanas se disponían a ir a dormir. El sueño de las dos jovencitas -Janet y Rose- fue interrumpido por extraños ruidos, por lo que llamaron a su madre. La madre molesta pensaba que se trataba de una broma de sus hijas; sin embargo, al entrar a la habitación varios muebles se movieron solos. La madre, asustada, llamó a la policía y así es como comenzó esta escalofriante historia.

La policía revisó minuciosamente el lugar y, evidentemente, no encontraron nada ni a nadie, pero es aquí cuando queda registrado de forma oficial uno de estos sucesos paranormales. En el informe presentado por uno de los funcionarios se explica el momento en que los policías observaron cómo una silla del comedor se desplazaba sola a través del pasillo, sin la influencia de nada visible.

Días después de la visita de los oficiales, los sucesos paranormales comenzaron a empeorar. Los muebles seguían moviéndose solos, los platos salían volando y se intensificaron los golpes en la pared que despertaron la primera vez a las pequeñas. Llegados a este punto, se involucró uno de los investigadores paranormales más importantes del momento: Maurice Grosse, quien por aquel entonces ya contaba con una larga experiencia como miembro de la Society for Psychical Research. Dedicó 6 meses a investigar el caso. Grosse explicó que cuando llegó allí, durante un tiempo no sucedió nada, hasta que un día pudo ver como “piezas de lego cruzaban volando la habitación, y canicas. Y lo más extraordinario es que, cuando las cogías del suelo, estaban calientes, lo que es un signo claro de actividad poltergeist”.

Posteriormente, también colaboraron en el caso Ed y Lorraine Warren, un matrimonio también célebre por sus investigaciones sobre el mundo paranormal.

Otra de las personas claves que se involucró en la investigación fue Anita Gregory, una psicóloga cuyo objetivo era demostrar que toda esta historia era una farsa. Los aportes realizados por Anita han sido uno de los principales aspectos por los que muchas personas creen que esta historia fue una gigantesca broma que involucró a policías, reporteros y diversos investigadores. Ella se mantuvo muy escéptica respecto al caso. Especialmente porque, durante los periodos en que las niñas hablaban con voces extrañas, cuando se suponía que los espíritus se manifestaban a través de ellas, no dejaban que nadie entrara en la habitación. Seguidamente una grabación de lo que podía oírse:
Cuando dejaron entrar a la señora Gregory en la habitación, esta aseguró que se trataba de una pantomima. Un montaje.

En este sentido, una de las niñas, Janet, llegó a reconocer años más tarde que en algún momento había fingido alguna situación paranormal. Al parecer, a veces los sucesos no se daban y los investigadores se cansaban de estar pendientes de algo que no llegaba a ocurrir. Janet confesó que -de algún modo- se sentía “obligada” a fingir un poco, para mantener el interés y evitar escepticismo, pues si no las abandonarían. Aseguró que sólo un 2% de lo ocurrido fue ficción.

Sin embargo, cabe destacar que la familia nunca recibió ni un centavo por la historia. En otras palabras, fueron sometidos al escarnio público sin ninguna clase de retribución para ellos, lo cual les da el beneficio de la duda. Además, ¿cómo podrían unas niñas crear la ilusión de que unos muebles, aunque sólo fuera una silla, flotan?
Algunos investigadores paranormales aseguraron que el fenómeno ocurrido en la casa Enfield era un poltergeist. El poltergeist es un fenómeno paranormal perceptible, ya sea de forma violenta o no. Gracias a la ayuda de los expertos, la familia logró dominar el miedo y con ello los extraños sucesos fueron desapareciendo. Al parecer, al perder el miedo, el poltergeist pierde su atención en las personas involucradas. Por otra parte, algunos profesionales como la señora Gregory siguieron defendiendo que todo había sido un montaje, un simple intento de llamar la atención.

El Terrorífico Exorcismo De Marta

El exorcismo de Marta ha sido uno de los casos más complejos y largos de la lucha contra el mal y los demonios. El encargado de hacerle frente a los más de 40 demonios que tomaron el cuerpo de esta joven fue el padre Antonio Fortea, considerado como uno de los exorcistas más importantes del mundo y de España. El exorcismo de Marta fue reconocido por el Vaticano, y es precisamente este hecho el que le da una connotación muy real y aterradora.

Marta es el nombre ficticio de una joven que tuvo que luchar contra una de las peores posesiones registradas en los últimos años. El padre Antonio Fortea fue el único en prestarles la ayuda necesaria. Anteriormente, la madre de Marta había buscado desesperadamente ayuda en la iglesia pero todos los religiosos que contactó se negaron a atender a su hija.

La historia de la posesión de Marta comenzó en el año 2000.  El Padre Fortea explicó que en una de las primeras sesiones de exorcismo, cuando el preguntó al demonio cómo había entrado al cuerpo de Marta, éste le respondió un nombre femenino que no resultaba le resultó conocido. La madre de Marta le contó que así se llamaba una de las compañeras de instituto de su hija, que había invocado a Satán para hechizar y castigar con la muerte a la joven Marta, que por aquel entonces apenas tenía 16 años.

A principios de 2001, Marta fue ingresada a la Unidad de Cuidados Intensivos, ¿la razón? Numerosas convulsiones, pérdida de la visión y gritos ensordecedores -como si sufriera terribles dolores-. Estuvo muy grave, al borde de la muerte, tal y como la compañera había requerido. La madre de Marta estaba desesperada y permaneció al lado de su hija rezando en todo momento. Doce días después la joven fue dada de alta y todo pareció volver a la normalidad. Poco duraría esa calma. Pronto Marta cambió su comportamiento de forma evidente, se comportaba de forma agresiva y comenzaron a ocurrir extraños sucesos en su hogar.

Pese a ello, la madre de Marta estaba dispuesta a llevar a su hija a un psiquiatra y, de hecho, así lo hizo; pero un suceso en especial cambiaría el transcurso de la historia. Una tarde Marta y su madre se encontraban en la sala de su hogar, cuando de repente la joven comenzó a sacudir su cabeza como si estuviera en un trance. Lo que ocurrió después aterró por completo a la madre y la hizo entender que lo que le estaba ocurriendo a su hija tenía un origen sobrenatural. Después del trance, Marta se quedó completamente quieta y la pesada butaca en la que estaba sentada se elevó del piso por más de 20 centímetros.

La madre de Marta buscó ayuda desesperadamente hasta que finalmente el padre Antonio Fortea, perteneciente a la diócesis de la ciudad de Alcalá de Henares, le prestó atención.  Eso sí, primero comprobó que se trataba de un auténtico caso de posesión y no de una enfermedad mental.

El exorcismo de Marta comenzó el 23 de Marzo del año 2002; sin embargo, el padre relató la evolución de la chica hasta el 2004. Años después, Fortea explicó durante una conferencia en Ciudad de México que el caso se había solucionado con éxito en el 2008.
El padre Fortea explica que Marta ha sido uno de los casos de posesión más impresionantes con los que ha lidiado a lo largo de su vida como exorcista. Por el cuerpo de la joven pasaron al menos 7 demonios y ha sido una de las posesiones más largas de la historia. Se trata de un caso auténtico, validado por el Vaticano y documentado por el exorcista en cuestión.


En sus sesiones, el padre pudo echar a 6 demonios, pero hubo uno que resistió hasta el final: Zabulón. En una entrevista realizada al padre durante uno de estos exorcismos (que te recomendamos y podrás leer aquí), el demonio confesaba que se manifestaba a través de ella, delante de testigos para que “creyeran en Satán”. Leyendo casos como este no podemos evitar estremecernos al pensar en la posibilidad de que existan fuerzas así y del Mal que reside en algunas personas, capaces de desear la muerte a otra de forma tan intensa como para -de algún modo- provocarle tal sufrimiento.

domingo, 5 de marzo de 2017

Julio Verne y La Sociedad Secreta de la Niebla

Esta es la historia de un hombre que pasó a la historia por muchas cosas, pero sobre todas ellas destaca su imaginación casi profética. Hoy conoceremos a Julio Verne y su relación con la Sociedad Secreta de la Niebla. ¿Será este el origen de todas las historias que alimentaron sus libros?

Si hablamos de Julio Verne, estoy seguro que todos nos viene a la cabeza algún título de sus innumerables libros, alguna aventura vivida en un capítulo frenético o alguna de los ingeniosos inventos que narraba en sus historias.

Hoy vamos a conocer un lado diferente del escritor, una relación casi desconocida y de la que muy poca gente ha sabido o querido hablar. Se trata de la estrecha relación que el escritor visionario tenía con una sociedad secreta a la que pertenecieron grandes hombres de su tiempo, y de la historia. La Sociedad Secreta de la Niebla.

Aunque no hayamos sido conscientes de ello, en todos o casi todos los libros del autor hay referencias a la citada Sociedad Secreta de la Niebla. Pero antes de conocer y desentramar algunos de los secretos que Verne nos escondía en sus obras, vamos a conocer un poco qué es y a qué se dedica esa Sociedad Secreta de la Niebla.

los primeros datos de los que se tienen conocimiento nos remontan al S. XVI, cuando Sébastien Griphe funda la Sociedad Secreta de la Niebla. Pero poco más se supo de ella, pasó a la historia aparentemente sin actividad. Pero parece que no fue así...

En el S. XIX, los intelectuales y personajes más reconocidos del momento retoman o sacan a la luz de nuevo la Sociedad Secreta de la Niebla, que se tenía olvidada o disuelta desde hacía varios siglos. Como es habitual, muy pocos eran los que conocían su existencia y muchos menos los que asistían o participaban en sus reuniones o actividades. Era una Sociedad muy exclusiva a la que casi nadie tuvo acceso.

De lo poco que se ha podido saber de esta Sociedad, lo que pretendían era apreciar y valorar, en un círculo exclusivo, la literatura, el arte, la ciencia y por supuesto... Los principios de la masonería. Se sabe que seguían caminos marcados por los Rosacruces. Pero lo máss llamativo era su obsesión por el estudio y conocimiento casi enfermizo de un libro que ha pasado a la historia como uno de los más enigmáticos y misteriosos: El sueño de Polifilo. Obra impresa por Aldo Manucio en Venecia y datada en el último año del S. XV.

El   sueño de Pilifilo se sabe que fue escrito en latín, griego, hebreo, lombardo y lenguas antiguas casi desconocidas. Escrito por Francesco Colonna, cuenta la relación entre Polifilo y Polia, con un elevado grado de erotismo y esoterismo. Se dice que es uno de los libros más misteriosos del Renacimiento, ya que a pesar de su temática y contenido, se considera demasiado extraño. Pero se dice que lo extraño no está entre sus líneas, sino en sus dibujos, muchos de los cuales fueron casi objeto de culto en la época y a día de hoy, en muchos lugares, sin saberlo, continúan siendo parte de las fachadas de los edificios principales de nuestras ciudades más importantes.

Fue precisamente por esa diferencia que lo hacía tan extraño, que desde el mismo momento en el que cayó en sus manos, obsesionó a los intelectuales de la época, sobre todo a los miembros de la Sociedad Secreta de la Niebla.

Como decíamos anteriormente, en sus obras, Julio Verne nos mostró muchas veces pistas con las que llegar a descubrir y entender la Sociedad de la Niebla. Ejemplo de ello, muy significativo por cierto, es el nombre del protagonista del libro "La vuelta al mundo en 80 días" Phileas Fogg. Pues bien, resulta ser que Phileas, el nombre del protagonista, es precisamente el equivalente etimológico de Poliphilo, nombre que da título al libro que estudia y obsesiona a la Sociedad Secreta de la Niebla.

Pero aquí no queda todo, ¿qué hay de su apellido? Fogg, que en inglés significa Niebla. Si tratamos de ahondar un poquito más, la terminación "eas" del nombre, en griego significa "todo" y es equivalente a Poli"; con todo esto, muchos son los que se han atrevido a traducir el nombre de Phileas Fogg como "hijo de la niebla"... Curioso verdad. Pues vamos a conocer un poquito más. ¿Recuerdas como se llamaba el exclusivo Club al que pertenecía Phileas en el libro? Reform Club. Hay voces que afirman que sus iniciales "R.C.", realmente son las iniciales de Rosacruz.


Sea como fuere, lo cierto es que no sabemos si la influencia de esta Sociedad Secreta fue tanta como se dice o al contrario, lo cierto es que a día de hoy no conocemos casi nada de la Sociedad Secreta de la Niebla y de Julio Verne, como él mismo decía: "Soy el hombre más desconocido de los hombres".

El Cementerio De Stull, Una Puerta Al Infierno

Hoy quiero compartir la historia de un cementerio, uno muy peculiar y sobre el que pesan cientos de extrañas coincidencias. Un cementerio al que se conoce como la puerta del infierno.

Concretamente hablamos del cementerio de Stull, un pequeño lugar situado en Kansas. Es un lugar pequeño, tranquilo aparentemente, pero cuyas gentes afirman que allí se concentran grandes tragedias y el propio Diablo ha acogido como su hogar.

Si  ya de por sí un cementerio despierta la imaginación de todos aquellos amantes de lo extraño y lo paranormal, en un caso como este donde al lugar lo precede una historia que pone los pelos de punta, no es extraño que cientos de personas acudan a visitarlo con la intención de ser testigos de "algo" fuera de lo normal. No en vano, en el cementerio de la pequeña localidad de Stull se han grabado programas dedicados a lo sobrenatural y cientos de artículos hablan de este sitio.

Muchas veces es más el interés mediático que lo que en realidad sucede o habita en un sitio en concreto, pero la historia real de este cementerio te la cuento a continuación.

Si comenzamos a remontarnos en la historia de esta localidad, Stull fue colonizada por alemanes y holandeses, los cuales al llegar, se encontraron que apenas habían unas cuantas familias que vivían allí. Como era habitual, no tardaron en someter a los habitantes a sus costumbres y creencias. De lo primero que construyeron fue una iglesia, donde se oficiaban sermones en alemán hasta no hace muchos años.

La ciudad comenzó a crecer y esos cambios provocaron que muchas de las cosas qeu allí permanecían tranquilas se "enfadasen". Se construyó una nueva iglesia, mucho mejor y más grande en la que se dejaron de oficiar los sermones en alemán.
 Peor lo extraño comienza cuando las familias tradicionales de la zona, lejos de caer en el servintilismo y aceptar los dogmas y creencias que profesaban sus colonos, mantuvieron sus propias creencias, celebrando sus propias misas y celebraciones.

Se dice que la mentalidad hermética de los habitantes de Stull se debía a que mantenían un gran secreto, sus creencias eran cercanas al satanismo y no querían ser descubiertos. Cuando a comienzos del S.XX se conoce la noticia de que una nueva Iglesia se quiere construir, es cuando comienzan a suceder extraños acontecimientos que marcarán el lugar para siempre.

Lo primero fue una oleada de incendios que arrasó gran parte de la localidad. Posteriormente el hijo de un granjero de la localidad apareció quemado en mitad del campo. Unos días después, una ola de suicidios aterrorizó a la cada vez más horrorizada y aterrada población del lugar. Lejos de terminar aquí, varios vecinos aparecieron ahorcados en uno de los árboles del nuevo cementerio, justo a lado de donde se encontraba ubicada la que sería la nueva iglesia del pueblo.

Asolados por las desgracias, muchos de los vecinos de la zona se reunían durante las noches en la antigua iglesia que había quedado abandonada en lo alto de una colina, para celebrar allí sus ritos e invocaciones.

Hay varios artículos que hablan de lo que allí sucedía , pero lo cierto es que el hermetismo es total. Las pocas crónicas que hablan de los hechos, afirman que allí donde se practicaban estos ritos e invocaciones, era constante la presencia de apariciones fantasmales.

Esto hecho hizo que, en el momento en que salió a la luz toda su historia, cientos de seguidores y creyentes satanistas acudieran a la localidad de Stull en busca de las presencias y sobre todo a la espera de que el mismísimo Satanás apareciese ante ellos.

Estos hechos provocaron mucho revuelo, pero lo cierto es que ya en 2002, cuando la vieja Iglesia fue derruida, un árbol quedó presidiendo aquella montaña, aquel lugar en el que cientos de personas decidieron quitarse la vida, y donde muchos de sus vecinos invocaron durante innumerables noches a Satanás.


A día de hoy, quienes allí viven, afirman que no son capaces de ir a la colina donde se encuentra aun aquel árbol y que en muchas ocasiones, cuando alguien se queda mirando al horizonte, puede ver como alrededor de aquel árbol, algunos espectros deambulan perdidos en busca de algo o alguien...

Mensajes Secretos En El Reloj De Abraham Lincoln

Hoy quiero compartir con todos vosotros una historia poco conocida, pero no por ello menos cierta y misteriosa. Se trata del misterioso reloj que llevaba siempre consigo el Presidente de los Estados Unidos Abraham Lincoln.

Lo cierto es que se desconoce cuál era el fin que perseguían tal reloj, y mucho menos los mensajes que escondía, pero por una razón u otra terminaron conociéndose.

Abraham Lincoln fue el decimosexto Presidente de los Estados Unidos, cosa que es de todos sabido y explicado en todos los libros de historia, pero lo que es menos conocido es que, durante muchos años, portó consigo un reloj de bolsillo con una serie de mensajes ocultos  que jamás llegó a conocer.

Muchas han sido las voces que se han preguntado el origen y la finalidad de tales mensajes, que hablaban de temas tan delicados en la época como la Guerra Civil de los Estados Unidos, ocurrida entre los años 1861 y 1865.  Los mensajes que pudieron ser traducidos decían cosas como: "Los rebeldes atacaron el fortín Sumpter"; "Gracias a Dios que tenemos un Gobierno".

Frases intrigantes que resultaron albergarse en un pieza de la que el Presidente de los Estados Unidos no se separó nunca hasta el mismo momento de su muerte. Fue mucho tiempo después de producirse la muerte del Presidente Lincoln cuando el relojero de confianza del Presidente, Jonathan Dillon, en una entrevista a un medio de comunicación en la que le preguntaban a cerca de su relación y trato con el Presidente Lincoln, cuando hizo público al mundo su secreto, las frases que el presidente escondía en su reloj y que se llevó a la tumba.

Según afirma Jonathan Dillon, fue en una de las ocasiones en las que el Presidente Lincoln mandó a reparar ese reloj, cuando sin el conocimiento de éste grabó las frases que pasarían a la posteridad. Afirmaba que hasta ese mismo momento nadie sabía de su existencia, así como nadie había sido capaz de encontrarlas.

Las afirmaciones de Jonathan Dillon no fueron tenidas en cuenta, nadie lo creyó y poco a poco cayeron en el olvido público, pero no dentro de su propia familia, entre quienes pasó el secreto de generación en generación como un acto patriótico de orgullo familiar.

Sin lograr que nadie lo creyera, uno de sus descendientes, concretamente su tataranieto Doug Stiles, quien aseguró de nuevo que en el reloj del que fuera del 16º Presidente de los Estados Unidos Abraham Lincoln, se encontraba la inscripción que había hecho su antepasado.

En poder del Museo Nacional de Historia de los Estados Unidos, el reloj no había sido revisado nunca, ya que esta historia no había sido tenida como cierta en ningún momento, pero ante la insistencia del tataranieto del relojero de Lincoln, el Director del Museo accedió a inspeccionar el interior del reloj bajo supervisión de expertos. Nada más lejos de toda imaginación, cuando los presentes descubrieron que bajo la tapa de aquel reloj se encontraban las frases que Jonathan Dillon, relojero de confianza de Lincoln, había tallado en el justo momento en el que la historia de los Estados Unidos de América veían como comenzaba la que sería la peor de todas sus guerras internas.

Según afirman, Jonathan Dillon en la entrevista afirmó que "había estado reparando el reloj de bolsillo de Lincoln cuando oyó los primeros disparos del conflicto", pero fue obvio que nadie le hizo caso. Bien es sabido que el tiempo pone a todo el mundo en su sitio, en este caso también, fue su propio tataranieto, seguro de lo que durante generaciones se había afirmado dentro de su familia, quien otorgó a su tatarabuelo la credibilidad que le habían negado durante años.


Muchos afirman que fue un acto instintivo de patriotismo del relojero, otroa afirman que fue un gesto premeditado para pasar a la historia en el momento en el que se descubriese, pero lo que es cierto y sobre lo que no cabe la mayor duda, es Jonathan Dillon consiguió dejar un mensaje a generaciones futuras y fue el mismísimo Presidente Abraham Lincoln el que se encargó de completar la tarea.

viernes, 3 de marzo de 2017

La Calavera Del Destino.

El tema a tratar es controvertido, como casi todo lo que tiene que ver con lo desconocido. Hoy traeremos a la memoria colectiva un misterio que sigue vivo a pesar del tiempo y las leyendas que sobre él pesan. Hablamos del "Misterio de las calaveras de cristal".

Todo comienza con el hallazgo por parte de la hija de la hija del famoso Frederick Albert Mitchell-Hedges, aventurero y descubridor de todo lo que podía.

La expedición había llegado un par de meses antes a Belice, lo que era en aquel momento las Honduras Británicas. Expedición liderada por Frederick  Albert Mitchell-Hedges que incluía a representantes del Museo Británico y especialistas en la desconocida cultura Maya. En ese momento se encontraban explorando una zona selvática conocida como Punta Gorda, donde ya se habían comenzado a encontrar restos de los mayas y comenzaban a cumplirse los objetivos buscados con la expedición.

En la zona se hallaron varias pirámides, cámaras subterráneas y una gran plaza, formando todo ello un complejo arquitectónico único, bautizado con el nombre de "La ciudad de las piedras caídas". Allí mismo, justo debajo de uno de los altares que allí se encontraban, el mismo día de su diecisiete cumpleaños, Anna, la hija del famoso aventurero, encontró el objeto que la cambiaría para siempre, uno de los 13 cráneos de cristal.

Se dice que hay 13 cráneos iguales repartidos por todo el mundo en manos de coleccionistas privados o en instituciones o museos públicos y se les atribuye poderes mágicos.

Des de su aparición, las calaveras de cristal han sido asociadas a los pueblos precolombinos, aztecas y mayas principalmente. Pero lo que es cierto es que nadie sabe cuál es realmente su origen, ya que ninguna de las calaveras han sido documentadas como hallazgos en una expedición como tal, ni el lugar o la forma en la que se encontraron.

Algunas voces aseguran que son restos de civilizaciones antiguas, muy superiores intelectualmente procedentes de otros mundos, restos de la antigua Atlantis o Lemuria. E incluso, investigando un poco más, encontramos una teoría que afirma de manera tajante, que fueron construidas por una civilización increíblemente avanzada, que vive en el interior de la Tierra, y cada una de esas 13 calaveras contiene parte de la historia de ese pueblo. Unidas las 13, obtendríamos y comprenderíamos la historia de su nacimiento, evolución y actual situación con respecto a nuestro mundo.

Todo esto son las explicaciones que, de una manera más o menos acertada se ha querido dar al significado y procedencia de las misteriosas 13 calaveras de cristal. Lo que es bien cierto y sobre lo que no cabe ninguna duda, es que desde el mismo momento de su aparición, su autenticidad siempre ha estado en tela de juicio.

A través de técnicas utilizadas en los últimos años, se ha podido comprobar que ninguna de las calaveras tiene más de 150 años, por lo que habrían sido esculpidas en el S. XIX en algún taller del viejo continente, hay quien asegura que en Alemania, pero esto último no ha podido ser confirmado.

Según documentos hallados en el mismísimo Museo Británico, la calavera no llegó a manos de Mitchell-Hedges como afirmó, sino en Londres, donde la adquirió en una subasta de la famosa casade subastas Sotheby’s, en 1943.

A pesar de toda la controversia, los Mitchell-Hedges bautizaron la calavera como el "Cráneo del Destino", hecha en cristal de roca, de tamaño similar al de una calavera humana y con una mandíbula articulada, que según el explorador encontró en el mismo lugar tres meses después de hallar la calavera. Mitchell-Hedges afirmaba que el cráneo tenía más de 3600 años, y que era usada por los Mayas para rituales mágicos y para provocar muertes o curar enfermedades.

En 1970, la propia Anna Mitchell-Hedges cedió la calavera a unos laboratorios especializados de la compañía HP en california. La conclusión a la que llegaron fue que aquella calavera iba en contra de toda teoría lógica, ya que habían descubierto que fue tallada en contra dirección, lo que hace imposible que no se rompiera. Tampoco hallaron arañazos o trazos en la superficie que dieran señales de haber sido esculpida con un objeto metálico. Llegaron a una única solución posible, que era explicar la creación de la calavera usando diamantes y los detalles de la misma hechos con una solución de silicona y agua. De ser cierto y ser de la época Maya, los expertos afirmaban que se tardarían más de 300 años en conseguir tallar solo una, y existen 13...

Pero algo que les llamó aun más la atención fue que en el interior se encuentra un prisma perfecto rodeados de túneles y las cuencas de los ojos contenían unas lentes cóncavas, todo esto suponía que, cuando se ilumina la calavera de cristal por debajo, ésta se ilumina como si estuviera ardiendo. Todo un prodigio del diseño. Todo un misterio.

También expertos del Museo Británico quisieron investigar el objeto y someterlo a toda clase de técnicas y experimentos, el resultado de los cuales siempre fue el mismo, no había un solo indicio que explicara razonadamente el origen de la Calavera del Destino.

Como ya hemos dicho, la Calavera del Destino es una de las 13 calaveras que se conocen, aunque se cree que podría haber más.

Las otras 12 comenzaron a ver la luz en la segunda mitad del siglo XIX, tanto en colecciones privadas como en museos. Pero lo llamativo es que, a pesar de la gran cantidad de falsificaciones, el misterio sigue rodeando a las 13 calaveras que en la actualidad se encuentran repartidas por todo el mundo.


La leyenda creada a su alrededor afirma que el día en el que todas se junten de nuevo, grandes descubrimientos se desvelarán para su poseedor, secretos para los que ningún humano está preparado y sólo las calaveras son capaces de revelar...

El Túnel De Los Gritos.

Hoy quiero compartir con todos vosotros la terrorífica historia del un túnel, pero no un túnel cualquiera, se trata del túnel del miedo por excelencia. Hoy conoceremos la aterradora historia del paso peatonal de Warner Road, en las Cataratas del Niágara.

Desde el mismo momento en el que no encontramos delante del túnel, la historia real y las leyendas locales se funden para dar lugar a lo que nadie sabe ni se atreve a describir.

El túnel en concreto es pequeño, un túnel que tiene su origen en el arreglo que se llevó a cabo en las tierras cercanas a las Cataratas para que se drenaran todos los cultivos de alrededor. Se acordó que en túnel sería el mejor medio para llevar agua a los cultivos, por lo que se hizo por debajo de los actuales Ferrocarriles Nacionales de Canadá.

Cuentan los lugareños, que desde el mismo momento en el que te adentras en él, ,a pesar de que no es muy grande, apenas tiene 38 metros de largo y casi 5 de alto, pero una extraña sensación te invade, es como sentirse observado, vigilado durante todo lo que dura en túnel.

Cuentan que en 1900, cuando se mandó construir el túnel, pretendía se un túnel como cualquier otro, pero los habitantes de la zona afirman que desde hace ya mucho tiempo, suceden extrañas situaciones que no saben cómo explicar, además de los gritos y las corrientes de aire que se experimentan en el interior del mismo.

Afirman que las fuertes corrientes de viento frío, parecen ir en dirección al visitante y correr hacia la salida, pero nadie es capaz de explicarlo con certeza. Se dice que, por la oscuridad, cada vez que alguien enciende una cerilla, una vela o cualquier otra llama para iluminarse, una extraña corriente de aire frío aparece para apagarla, y posteriormente nadie vuelve a notar esa brisa. Afirman que hay algo o alguien que apaga la cerillas de todo aquel que las prende en el interior del túnel.

Cuentan que, hace muchos años, en aquella zona, una niña de corta edad falleció en el interior del túnel envuelta en llamas. Se dice que huía de su casa, que fue pasto de las llamas. La pequeña, sin saber a dónde dirigirse, corrió hacia el túnel con la intención de escapar, pero sus ropas estaban en llamas y no aguantó, en el interior del túnel perdió la vida. Hay quien afirma que fue asesinada por su propio padre y después quemada. De ahí, afirman los lugareños, provienen los gritos, lamentos y las corrientes de aire frío en el interior del túnel.

Muchas voces críticas con la historia han tratado de dar explicación a los hechos, afirmando que los supuestos gritos son en realidad el viento o incluso el agua de las tan cercanas Cataratas del Niágara, y que el motivo de que las cerillas se apaguen se debe a las corrientes de aire que hay en todos los úneles.



Sea como fuere, lo cierto es que este enclave ha sido objeto de visitas por mucha gente que no ha sabido cómo explicar lo que allí dentro ha sentido. Muchos cineastas han elegido este túnel como escenario para el rodaje de algunas de las escenas de sus películas, como es el caso de David Cronemberg que rodó allí  “La zona muerta”, basado en un libro de Stephen King...